Por aquí se va

El chico de la foto nos está diciendo por dónde ir. Muchas gracias, Iván. De verdad que, al menos a mí, me hacía falta algo así.

“Pero aunque me hubieran dicho que ganando tenía plaza en la selección española para el Europeo, tampoco lo habría hecho. Otra cosa, claro, sería si en juego hubieran estado una medalla en el Mundial o en el Europeo. Entonces, creo que sí, que me habría aprovechado para ganar… Pero también creo que ha dado más nombre haber hecho lo que hice que si hubiera ganado. Y eso es muy importante, porque hoy en día, tal como están las cosas en todos los ambientes, en el fútbol, en la sociedad, en la política, donde parece que todo vale, un gesto de honradez viene muy bien”.

Para el que no conozca la historia.

3 comentarios sobre “Por aquí se va

  1. Estamos hablando de deporte, y ademas deporte de elite, en el cual se compite para ganar. El propio entrenador de Ivan, el gran Martin Fiz dijo : ” no me parece bien lo que hizo, yo no le hubiese dejado ganar “, demuestra lo competitivo que es.

    Forma parte del juego equivocarse, resbalarse y caerse, lesionarse, perder una zapatilla, ¿ en estos casos le habria esperado ?, no me puedo imaginar en un partido de futbol un delantero que no marca gol por un resbalon del defensa o un pase equivocado.

    Yo creo que lo que vale, es que este chico a 180 ó 190 pulsaciones en ese momento, actuo sin pensar y casi como un acto reflejo.

    Un saludo

  2. Al final es excepcionalmente difícil no traspasar la línea. Todo depende de lo que ganes, de lo que te paguen o de otros parámetros, pero este bonito gesto no se hubiera producido si hubiera habido una medalla olímpica en juego.
    Ante el mismo hecho, la misma persona habría tenido un diferente comportamiento.

    • Y cualquiera mataría por un pedazo de pan en un campo de concentración nazi. ¿O no? Lea a Primo Levi (Si esto es un hombre)… aunque comparto con usted que siempre es difícil. Pero difícil no equivale a “todo depende”; en el espacio que media entre ambas cosas habita la dignidad, la bondad inesperada, lo más humano de los humanos.

Deja un comentario